Suscribir Newsletter Facebook Twitter



21°C
Capital Federal
Martes, 28 de Marzo de 2017

Facebook y las grandes marcas

¿La red social creada por Mark Zuckerberg empieza a ver amenazado su lugar de privilegio en Internet? Dos casos paradigmáticos, Coca-Cola y General Motors, reflejan que Facebook puede ser una gran herramienta de difusión, como un gastadero de fondos sin sentido?

Si para finales del siglo XX, el invento que cambió nuestras vidas fue la Internet, y obviamente su acceso para las grandes masas; el siglo que recién va por su año número 13 podría tener a Facebook como uno de los sucesos que más cambió nuestras vidas. La gran vidriera de la vida, una especie de Gran Hermano donde todos nos miramos e intercambios fotos, opiniones, información y todo lo que se te ocurra.
Obviamente que las empresas no tardaron en encontrar su lugar en Facebook para compartir sus acciones en el canal más directo de comunicación con sus consumidores que hayan tenido jamás. Coca-Cola, por citar tan solo un ejemplo, tiene más de 50 millones de seguidores en su fanpage, con un nivel de interacción que llevó a la compañía a lanzar una campaña “hacer del mundo un lugar más feliz”, siguiendo su lema de “Destapá Felicidad”. Los fans de Coca-Cola en Facebook podrán proponer ideas que den lugar a actividades que ayuden a propagar la felicidad por el mundo. Como dato curioso, la página de la gaseosa en Facebook no fue creada desde la Compañía sino que dos fanáticos de la marca, Dusty Sorg y Michael Jedrzejewski, al no encontrar ninguna página que satisfaga su fanatismo decidieron crear una propia.
Pero la felicidad no se destapa tan fácil como una gaseosa para todas las marcas en Facebook. La gente de General Motors no la tiene tan fácil. A pesar que su página tiene casi medio millón de fans, a los que deberían sumarse todas las páginas creadas para sus diferentes marcas y modelos, GM anunció meses atrás que dejaría de anunciar por la red social. Con una inversión de 40 millones de dólares, repartidos 10 millones para anuncios directos y el resto destinado a la creación de contenidos y para las agencias de publicidad y medios de comunicación involucrados; los resultados no fueron los esperados.
Ni lerdos ni perezosos, los ejecutivos de la red social están buscando una solución al asunto y hasta prometieron mostrar a la automotriz datos que muestran la eficacia de los anuncios pagos en su página. El jefe interino de marketing de GM, Alan Batey, ha dicho en el Salón del Automóvil de Detroit que las conversaciones con el equipo de Facebook estaban en curso. "Todavía estamos hablando activamente con ellos y buscamos nuevas oportunidades", señaló.
No debe extrañar la celeridad con la que Facebook se está moviendo para no caer en la trampa tan mortal como a veces inevitable de todo lo que sucede en el mundo tecnológico: quedarse obsoleto. La llegada del Twitter, mucho más conciso e inmediato a la hora de comunicar, comenzó a inquietar a las tropas de Mark Zuckerberg. Como réplica, y siguiendo aquel viejo estratagema de “La mejor defensa es el Ataque”, Facebook lanzó hace pocos días su propio motor de búsqueda, en un dardo que llevaba el nombre de Google grabado en él. Mientras tanto, millones de dedos en el ciberespacio siguen con el dedo sobre el “Me Gusta”, el tan codiciado premio de los anunciantes. 
     

Tags: empresas tecnobiz Facebook Zuckerberg