Suscribir Newsletter Facebook Twitter



18°C
Capital Federal
Sábado, 19 de Agosto de 2017

Se presentaron las serigrafías del Proyecto 56

Jägermeister

Panco Sassano, Fio Silva y Pum Pum

Los tres artistas visuales, Panco Sassano, Fio Silva y Pum Pum; convocados por Jägermeister para representar la mística y tradición que envuelve la bebida alemana. Panco Sassano, Fio Silva y Pum Pum llevaron adelante el desafío creativo de representar en imágenes la tradición Jägermeister, que se conoció el 29 de marzo.

Para nosotros fue un proyecto muy inspirador y estimulante pero por sobretodo la confirmación de la potencia que tiene la marca. Los tres trabajos surgen a partir de  una única reunión en la que hablamos de la historia, la leyenda y los ingredientes y de la experiencia individual de cada uno de ellos  con Jägermeister”, comentó Inés Contreras responsable de la marca.

Sobre el proceso artístico que debió enfrentar cada artista, Pum Pum comentó “empecé a bocetar a partir del misterio en torno a algunos de los ingredientes de Jägermeister que son desconocidos. Los ingredientes de los que no se sabe, me generaron mucha intriga. Lo mismo que la etiqueta, el mito del cazador, la imagen del ciervo, los rayos y llamar a los destiladores “maestros artesanos”, por ser pocos los que hacen el trabajo de producir la bebida. Relacioné todo eso con la magia, como de poción mágica”.

Por su lado, Fio Silvadeje volar mi creatividad en los ingredientes que no se conocen y yo siempre pinto figuras orgánicas que están como en movimiento, entonces básicamente lo que hice fue una composición de elementos propios de la bebida  y en mixtura con lo que yo hago usualmente”.

Me inspire en la historia de Jäger y en el método de elaboración del producto. En esa dualidad de artesanal y tecnológico y que la decisión final se hace a través de un ser humano, una nariz, una boca que equilibra todo”, explicó Panco Sassano sobre su obra

La historia de Jägermeister


En 1878, se vivía un espíritu de optimismo cuando Wilhelm Mast fundó su negocio de vinos y vinagres en su ciudad natal, Wolfenbüttel, Baja Sajonia.

La compañía creció, y con el tiempo, Curt Mast (el hijo del fundador) pasó a formar parte del negocio. Fue bajo su guía que la compañía encontró una nueva dirección.

Siendo muy joven, ya mostró un extraordinario talento para preparar y mezclar extractos de hierbas. En 1934, tras muchos años de experimentar con diferentes ingredientes, Curt desarrolló la receta de un licor de hierbas con un inconfundible sabor único y característico. Éste fue el nacimiento de lo que se convertiría en un éxito a nivel mundial, Jägermeister.

Como muchos hombres de su época, Curt Mast era un cazador apasionado, con un gran respeto por el entorno natural. Es por eso que dedicó su nueva receta, con su combinación de ingredientes naturales y alcohol puro, a todos los cazadores y a sus honorables tradiciones. Un brindis con el que comenzaría y terminaría cada caza.

Los ingredientes de Jägermeister


El sabor único que Jägermeister no es fruto del azar, sino de la exacta combinación de 56 ingredientes naturales, parte de una receta secreta. 383 controles de calidad aseguran que el sabor de esta bebida supera la suma de sus componentes, creando un sabor singular, que combina matices dulces y amargos.

El ingrediente número uno de Jägermeister es la vieja raíz de jengibre, cuyos deliciosos aceites esenciales se encuentran detrás de gran parte del sabor especiado en la bebida acabada. La canela en rama es el ingrediente número dos, cuyo sabor resulta familiar para todos por su gran espectro de aplicaciones, desde platos dulces hasta bebidas tradicionales, pasando por aderezos para especialidades de café.

El ingrediente número tres de Jäger es el anís estrellado, uno de los cuatro sabores claramente identificables, tanto en el aroma como en el sabor. El cardamomo verde, el rey de las especias, con su delicada y aromática dulzura y su sabor fresco y floral, es el componente número cuatro. Y el ingrediente número cinco de Jägermeister es la ralladura de naranja.

Sobre los artistas


·Fio Silva lleva el aire, el cielo y esa sensación de volar a las paredes. Con su arte urbano enfocado en la naturaleza, esta artista representa la libertad en cada mural con el que se topa: “Me gusta representar cosas orgánicas. En lo que haga, tiene que haber movimiento y dinamismo”, define a sus creaciones. Autodidacta con casi una licenciatura en diseño de imagen y sonido, Fio usa mucha pintura azul, porque le recuerda al cielo y a lo inmenso. Piensa a la pintura como una actividad social, en la que las experiencias colectivas la ayudan a crecer, a ver otras perspectivas.

·Su marca está en las principales ciudades del mundo, a través de dibujos que ha ido dejando por ahí. Muchos de sus graffitis se pueden encontrar en los rincones de Buenos Aires y su trazo se reconoce con facilidad en objetos y textiles. Misteriosa -sin un nombre real y una cara-, Pum Pum es una diseñadora gráfica fanática de Hello Kitty y el punk rock, que trabaja con distintas marcas, además de encerrarse con lápiz y papel por horas en su taller, para dejarse llevar por la creatividad.

·Este diseñador gráfico, ilustrador y tipógrafo oriundo de Mar del Plata, tiene gran experiencia en identidad visual y arquitectura de marca. Desde hace años, Panco Sassano vive en Buenos Aires trabajando de forma independiente para distintos estudios de diseño y agencias de publicidad, abordando proyectos que van desde la ilustración, hasta la caligrafía y el lettering. “Un joven creativo que encuentra en el diseño y el arte un estilo de vida más que confortable, para saciar su hambre por aprender y crecer”, se define a sí mismo.

Para más información ingresar en http://www.jagermeister-latam.com

    

Tags: Proyecto 56 serigrafías Jägermeister Pum Pum bebidas Panco Sassano Fio Silva